Argitalpenak

París

La semana pasada escribí acerca de una paz que se resquebrajaba como un espejo, dejando a la intemperie lo que había detrás. Ahora parece una premoción.

Gehiago irakurri →

Forma e información

Todos asumimos el poder superlativo que tiene la imagen, y aún así seguimos subestimándolo. El ejemplo más reciente lo hemos tenido con los refugiados de Siria.

Gehiago irakurri →

Ruido

El otro día pasó un caza sobre mi cabeza. No es que haya visto yo muchos cazas en mi vida, pero al instante supe ponerle nombre a aquella punta de flecha que pasaba por el aire haciendo un ruido de mil demonios, como de eco de asedio que volvía y te envolvía.

Gehiago irakurri →

Huérfanos

Se nos va llenando el cielo de ancestros. Los Maestros se van y una mira hacia arriba cuando los menta, cuando dice su nombre en voz alta, ante otros. Se nota que van pasando los años, no sólo por la experiencia acumulada y las arrugas, todos ellos lugares comunes de un mismo deambular vital, sino porque se nos va muriendo la gente.

Gehiago irakurri →

El fracaso es mudo

Las redes sociales tipo facebook se han convertido en nuestro centro cosmético habitual. Allí moldeamos nuestra imagen para que el mundo la vea. Como si estuviéramos frente al espejo antes de acudir a un evento importante, las actividades profesionales y cotidianas que mostramos buscan resaltar nuestra figura virtual.

Gehiago irakurri →

Danzar cuando la tierra tiembla

Entre las estrategias que existen para evitar el derrumbe de los rascacielos cuando hay terremotos, se distinguen dos fundamentales. Una es aquella en la que piensa todo el mundo que no sabe nada de ingeniería. Es decir, hundir los cimientos cuanto más al fondo mejor, y que el esqueleto del edificio sea lo más sólido posible.

Gehiago irakurri →

Fábrica de Momentos

Sea lo que sea lo que hagamos, dondequiera que lo hagamos, siempre buscamos sentirnos realizados. Y para sentirnos realizados necesitamos progresar. Y no sólo eso: necesitamos percibir el progreso en nosotros y poder mostrárselo a los demás.

Gehiago irakurri →