Publicaciones

París

La semana pasada escribí acerca de una paz que se resquebrajaba como un espejo, dejando a la intemperie lo que había detrás. Ahora parece una premoción.

Gehiago irakurri →

Ruido

El otro día pasó un caza sobre mi cabeza. No es que haya visto yo muchos cazas en mi vida, pero al instante supe ponerle nombre a aquella punta de flecha que pasaba por el aire haciendo un ruido de mil demonios, como de eco de asedio que volvía y te envolvía.

Gehiago irakurri →

Huérfanos

Se nos va llenando el cielo de ancestros. Los Maestros se van y una mira hacia arriba cuando los menta, cuando dice su nombre en voz alta, ante otros. Se nota que van pasando los años, no sólo por la experiencia acumulada y las arrugas, todos ellos lugares comunes de un mismo deambular vital, sino porque se nos va muriendo la gente.

Gehiago irakurri →